El Desván colabora con...

miércoles, 28 de febrero de 2018

Mi opinión nº165 "Matar a la Reina" (Serie Diamante Rojo nº1) de Angy Skay.

¡Buenos días mis delicias!
Hoy os traigo mi opinión sobre una novela que justamente hoy, día 28 de Febrero ha visto la luz.
Ella es...
"Matar a la Reina"
(Serie Diamante Rojo nº1)
de Angy Skay.
Antes de dar comienzo quiero dar las gracias a LxL Editorial, pero en particular a Angy por la confianza depositada en el blog y sobre todo en mi persona por dejarme ser una de las poquitas personas que han tenido el placer de disfrutar de esta historia antes de que saliese publicada.
¡Muchas gracias Angy!
Y sin más demora...
¡Vamos allá!


Autora: Angy Skay
Editorial: LxL
Género: Acción/romance/erótica
ISBN: 978-84-17160-67-8
Número de páginas: 518
Las alegres Navidades de Micaela Bravo se ven interrumpidas cuando, con solo doce años, alguien, a quién creía de su familia, le arranca la infancia acabando con lo que más quiere. Todos sus seres queridos son asesinados sin piedad y, ella, ultrajada y agredida hasta tal punto que sus agresores piensan que han terminado con su vida. En su último aliento, su alma se impregna de un sentimiento vengativo que le hará tomar las riendas de su vida unos años después, por un oscuro y tenebroso mundo donde las mafias y el peligro son algo constante. En otra parte del planeta, un asesino a sueldo recibe una llamada que hará cambiar su existencia por completo cuando descubra una lista con seis nombres, teniendo que asesinar a cada persona por orden correlativo, según su antiguo instructor, Anker Megalos. Matar a la Reina es la primera parte de la serie Diamante Rojo, donde la mafia, los asesinatos, la acción y un amor peligroso se juntarán, dándole lugar a las personas que, al parecer, nunca tienen oportunidad de vivir un futuro a su antojo: los villanos. En esta ocasión, «El objetivo, eres tú».


No voy a añadir nada más a la sinopsis por que creo que no sería correcto ya que considero que más o menos os podéis hacer una idea de lo que puede tratar la historia...más o menos he dicho...

La cuestión es que quiero y deseo que conozcáis esta vertiginosa novela que no os va a dar ni un respiro, de ahí que vaya a profundizar lo justo. Así que como siempre hago os daré a conocer a los personajes, tanto principales como secundarios, pluma de la autora, mis sensaciones y lo que creo que vais a poder encontrar en esta historia.

Nuestros protagonistas son: Micaela y Jack.

Micaela: una mujer que se ha hecho así misma a la fuerza después de ser testigo de la masacre de su familia y vivir en carne propia las atrocidades que es capaz de hacer un ser humano, en este caso cuatro para ser más exactos. Después de quedar destrozada tanto física como emocionalmente se trasladará a Huelva a casa de su abuela paterna. Pasado unos años se afincará en Barcelona y creará un club llamado "El diamante rojo" donde habrá todo tipo de posibilidades por doquier y, ninguna legal. Micaela tras lo sucedido en su querida Rusia con su familia, será consumida hasta la médula por el rencor, la rabia, el asco, la impotencia, el dolor de la pérdida... pero sobre todo y ante todo por una sed de venganza que hará que la que fue la princesa de su padre se convierta en la Reina, la cual se quiere cobrar cada una de las ofensas y atrocidades que ha vivido. Cero sentimientos, será implacable, peligrosa, una embaucadora nata, sin compasión, temible y sobre todo temeraria. Una mujer independiente que no se deja amilanar por nada ni por nadie, se la haces...se la pagas, sin ambages, sin escrúpulos...te dará caza hasta acabar contigo aunque ella pierda la vida, pero no se irá sola, no teme a la muerte. Su vía de escape es la pintura, algo que consigue relajarla y tiene una memoria fotográfica increíble. Un encuentro espontáneo con un desconocido en un bar, una lista y una pasión sin límites serán su perdición ya que volverá a sentir cosas que hacía tiempo que había dejado de sentir debido a su hermetismo y su vida será una carrera a contra reloj por alcanzar su objetivo y, si es posible, salvar la vida.

Jack: Un hombre que no ha tenido una vida fácil. Desde joven fue reclutado y adiestrado para ser uno de los mejores asesinos a sueldo del planeta. No tiene escrúpulos, es meticuloso, certero e implacable. No le tiembla la mano a la hora de arrebatarle la vida a una persona, hace su trabajo y cobra unas cantidades exorbitantes de dinero. Desde el día que conoce a Micaela en un bar no podrá sacársela de la cabeza. Cuando sea consciente de que la chica que le roba el sueño forma parte de la lista de sus próximos seis objetivos...tendrá que anteponer la razón y la obligación al corazón. Aunque según dicen los asesinos no tienen corazón...¿O sí?.

Los protagonistas me han encantado. El hecho de que sean "malos" es algo que engancha y provoca mucha curiosidad ya que no sabes como van a reaccionar en ningún momento. Son personajes de mucho peso, potentes y con un carácter absolutamente demencial a la par que desprenden una pasión desbordante y arrolladora. He conectado con ellos desde el minuto uno y he empatizado con ambos, por que a pesar de ser villanos, sienten y padecen como cualquier otra persona.

"No le temas al enemigo que te ataca, sino al falso amigo que te abraza". "¡Lucha!"

De los personajes secundarios os diré que hay un gran elenco, pero me voy a centrar en los que más me han llegado, que si he de ser sincera me han llegado todos, pero hay algunos que han merecido toda mi admiración...al menos de momento...luego os explico el porqué.

Ryan: guardaespaldas de Micaela. Una hombre imponente que desprende peligro por cada poro de su piel. Es muy sobre protector con su jefa ya que, aunque no lo demuestre tras esa máscara de indiferencia y temeridad, le tiene un gran aprecio.

Eli: mano derecha de Micaela. Entre ellas se forja una amistad de años. Conoce las intenciones de su amiga y jefa y la apoya de una manera incondicional. Siempre intenta asesorar y aconsejar a Micaela si considera que se descontrola y no razona.

Riley: Un friki de los ordenadores con un sentido del humor increíble. Es amigo y compañero de piso de Jack. Son como el día y la noche pero se complementan a la perfección. He de admitir que me resulta muy achuchable. A veces es un poco melodramático pero cuando tiene que ponerse en acción no duda ni un segundo ya que es muy competente.

Tiziano: Un italiano muy atractivo cuyo hobbie son los cuchillos. Es un demente total y un salido de mucho cuidado, pero en el fondo tiene un buen corazón, muy en el fondo...

Aarón Barranco: Inspector de policía que no pierde de vista a Micaela. Quiere desenmascararla y llevarla a la cárcel por todos los delitos que ha cometido.

Lola Bravo: Abuela de Micaela. Una mujer de bandera con un genio de mil demonios pero que daría la vida por su nieta. La vida también le dio un duro golpe con la muerte de su hijo, su nuera y su nieto pequeño. Tiene un carácter jovial cuando quiere, pero os he comentado antes, unas malas pulgas que hacen que te tiemblen hasta las pestañas.

Vadím: El hombre que se hizo cargo de Micaela hasta que fue enviada a Huelva con su abuela. Era amigo y compañero de su padre y sentía una gran estima por la familia Bravo. Aunque sea uno de los mafiosos más temidos, es un hombre con una gran nobleza y siente un gran cariño por su Reina ya que prácticamente la crió como si fuera su hija.

El resto de personajes secundarios...me han provocado todo tipo de reacciones, tanto de admiración como de animadversión. Hay muchos más... Vanessa, Adara, Anker, Angur, Aquilles, Carter, Agneta, Arcadiy, Jan, Desi... todos y cada uno de ellos forman parte activa de la trama ya que son relevantes y esenciales para descubrir muchos secretos no descubiertos. A su vez también tienen mucho peso, al igual que los protagonistas y es algo que yo, en particular, agradezco, ya que no son de los que están puestos para hacer de relleno.

La pluma de Angy sigue siendo igual de sencilla, directa, dinámica y fresca, pero con una variante en este caso, me explico, en esta ocasión es mas ácida y más visceral. Quien haya leído otras novelas de Angy sabrá que ella tiene una manera particular de escribir ciñéndose a lo que es el género romántico, pero en este caso se ha atrevido a salir de su zona de confort y ha arriesgado con una historia en la que la acción, el suspense y la adrenalina son una constante, es decir, que no es una novela romántica/erótica al uso. Te pones de los nervios, te llevas las manos a la cabeza, suspiras, te emocionas, te cabreas...una amalgama de sensaciones y sentimientos que no se pueden explicar.

Desde que lees el prólogo, que es desgarrador por cierto, ya no puedes parar de leer por que prácticamente no te da un respiro. Es una vorágine de situaciones límite en las que te sumerges sin remedio, sus giros argumentales te dejan ojiplática y lo que es mejor, cuando más o menos vas haciendo tus cábalas y sacando tus propias conclusiones, va y te descoloca totalmente con un acto, una aparición o un suceso y eso es algo maravilloso por que mantiene activa tu mente en todo momento y deseosa de saber su siguiente movimiento.

Los diálogos son fluidos, muy bien estructurados y desarrollados. El planteamiento, nudo y desenlace están muy bien hilados y, para mi desgracia, te deja hecha unos zorros cuando al llegar al final, al momento más álgido, cuando estás de los nervios por todo lo que acontece...te encuentras con el maldito CONTINUARÁ. Así que este mensaje va dirigido a la autora...¡Quiero la siguiente entrega YA! 

Las escenas de pasión en esta historia son mucho más carnales de lo que la autora nos tiene acostumbradas. Son abundantes, pero no todas están descritas al detalle, algo que me parece perfecto para que no resulten cargantes.

La historia se desarrolla a caballo entre Barcelona,Grecia, Sicilia y Madrid, pero sobre todo en las dos primeras. Las descripciones de los lugares son sencillas, sin ahondar demasiado para que no llegue a resultar tedioso. La isla de Santorini tiene mucho que contarnos respecto a la relación de nuestros protagonistas, tanto cosas buenas como malas.

La novela está narrada en primera persona por ambos protagonistas, algo que sabéis que me encanta. El hecho de conocer la perspectiva de las dos partes creo que es esencial en una historia para conocer el punto de vista de ambos, comprenderles mejor y conectar con ellos más si cabe. Es algo que como lectora me apasiona.

El libro consta de 518 páginas, divididas en 46 capítulos de extensión media y un prólogo que consigue ponerte los pelos de punta.

Respecto a mis impresiones debo admitir que esta novela me ha sorprendido muy gratamente. La autora, como os he comentado anteriormente, ha arriesgado y creo que ha sido todo un acierto. El hecho de que todos sean antagonistas es un aliciente más para darle una oportunidad y descubrir todo lo que se esconde entre sus páginas. Consigues sentir el mismo odio y rencor que la protagonista, el hecho de que los villanos no tienen posibilidad de ser felices debido al camino que han escogido. Lo importante que es la lealtad y el respeto. Que por mucho que nos neguemos a la evidencia...cuando sientes una conexión con alguien de tal forma que se mete debajo de tu piel no hay manera humana de evitarlo, a pesar de que sea algo imposible. La desesperación, los secretos, el conflicto de intereses, las traiciones... todo acaba afectándote por mucho que intentes aparentar ser fuerte. Una historia de superación personal, fortaleza, arrojo y decisión. La lucha de voluntades, el mundo tan oscuro que nos rodea sin que seamos en ocasiones conscientes de ello. Lo crudas y dolorosas que son las pérdidas, el creer en muchas ocasiones de disponer el control y no ser así y que de alguna manera por tus acciones y sentimientos se te pueda escapar todo de las manos. La venganza es un plato que se sirve frío y, cuando se tiene la posibilidad y la oportunidad, se disfruta de una manera casi irracional. Todo ser humano tiene su lado antagonista, eso es una verdad universal.

"Matar a la Reina" es una novela llena de acción, suspense, venganza, asesinatos, narcotráfico, trata de blancas...una historia en la que los sentimientos están a flor de piel y ninguno de los protagonistas se escapa del infierno, tanto literal como personal. Una historia adictiva que te mantiene pegada a sus páginas hasta que terminas su lectura. La lucha de voluntades, la desconfianza, la traición, el deseo desenfrenado y el peligro constante están a la orden del día y os aseguro que engancha sin remedio. Conoced a la Reina y como haciendo la jugada perfecta se pueden ir eliminando piezas hasta intentar conseguir derrocar al Rey.Una lectura totalmente recomendada.



Me llamo Angy Skay, soy vallisoletana de nacimiento, pero andaluza de pura cepa, concretamente de Almería. Hace un tiempo, decidí expulsar de mi mente la cantidad de historias que nacían en mi cabeza, y de esa manera comencé a pulsar las teclas con brío. Me encanta leer, el riesgo y las locuras, y es por ello, que en mis novelas siempre encontrarás alguno de estos detalles. He de decir, que tengo debilidad por los personajes malos, y que, a pesar de ser una loca enamorada de la romántica, la acción, el humor y el erotismo, siempre persisten en mis novelas. Ahora, sin extenderme mucho, quiero mostrarte lo que podrás encontrar de mí, cuando desees abrir alguno de mis libros. Entre el año 2014 y 2015, publiqué la Serie Solo por ti completa, con los volúmenes: Provócame, Y quiéreme, Eternamente e Incítame, donde podrás sumergirte en una historia llena de acción y pasión, con una intensidad desbordante. Después, me sumergí en alocado proyecto para hacerte reír, llamado: Te robé un beso (2015), Y de pronto apareciste tú (2016), Rompiendo mis esquemas (2016) y Adueñándote de mi corazón (2017), cuatro volúmenes independientes de la Saga ¿Te atreves a quererme? ¡Porque es para pensárselo con estos personajes! Un nuevo proyecto se abrió paso junto con Belén Cuadros, y decidimos sumergirnos en un mundo celta, lleno de aventuras y acción con los volúmenes: Ádh mór, Maureen (2016), Banníon Avenging, Taragh (2017), de la Saga Anam Celtic. Sin ti no sé vivir (2017), un libro autoconclusivo y, ahora, os presento mi última creación llena de balas, acción y villanos: Matar a la Reina, la primera parte de la Serie Diamante Rojo. Colaboré en la Asociación Todos con Cristian con el relato: Nunca es tarde (2016), y participé en la Antología Piel de Mariposa con el relato: Un destino caprichoso (2016). Ganadora de los premios CoraSon con Provócame, al mejor encuentro romántico, organizado por el JAR. Max Collins, protagonista de Incítame se llevó varios premios como mejor protagonista masculino en el II petit Sant Jordi (2015) y los premios Big Bang Novel (2016).




    



(Otras plataformas digitales donde podéis encontrarlo a la venta)



¡Pues hasta aquí la entrada de hoy!
Espero que os haya gustado y si es así, por favor, comentad y seguid al Desván...
¡Que siempre se agradece!




2 comentarios:

  1. Ainsss, qué decirte que no sepas. Sabes cuanto me gustan tus reseñas, mil gracias por todo el tiempo que dedicas a darnos un lugar en tu hogar de esta manera tan especial. Un besazo.

    ResponderEliminar
  2. Me alegro que te haya gustado pero lo voy a dejar pasar que no me termina de convencer.

    Saludos

    ResponderEliminar

UN BLOG SE ALIMENTA DE COMENTARIOS, NO TE VAYAS SIN DEJAR EL TUYO, PROMETO DEVOLVERLO EN CUANTO PUEDA. MUCHAS GRACIAS! BESOS MALLORQUINES!!